Respuesta a: Foro 1

#4844
Julene
Participante

Hola!

Lo primero de todo, muchas gracias a mis compañeros por las ideas que han compartido, ha habido apuntes muy interesantes, por el ejemplo el de comparar la escritura con los DDHH como algo universal. En mi opinión:
¿Tiene sentido valorar los acontecimientos históricos previos a la revolución francesa desde la perspectiva que tratamos en este curso?
Sí, claro. Al final la perspectiva que tenemos ahora es la que nos han dado los sucesos históricos previos. Los derechos humanos no serían derechos humanos como los entendemos ahora si no hubiera sido por todas las guerras, invasiones, conquistas o saqueos, pero también por los pensadores que reflexionaban sobre los tiempos que les tocaron vivir. La revolución francesa no hubiera sucedido si no hubiera habido injusticias antes que despertaran a la gente con un deseo de cambio. Al mismo tiempo, los DDHH como los entendemos ahora están recogidos en la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que fue básicamente un intento que se hizo hace más de 75 años por “levantarnos” mejor y más fuertes y con la esperanza y la voluntad de dejar un futuro más prometedor que lo vivido hasta entonces.
Que los derechos humanos surjan en un contexto histórico, geográfico y Cultural específico: ¿le resta universalidad y validez general a los DDHH?
No creo. Estoy de acuerdo con lo que han dicho mis compañeros de que en algunos casos y para algunos países, lo planteado en algunos artículos de la DUDH no casa con sus sociedades, ya sea por la religión u otras costumbres. ¿Que es verdad que todo nace desde la perspectiva occidental y europeísta? Sí. Pero su objetivo no se reduce a esta región del mundo, si no que busca que todos los seres humanos del mundo se beneficien de estos derechos.
Y finalmente, en cuanto a la presencia de las mujeres, por supuesto que ha habido una mejoría. Cada vez se habla más de una perspectiva feminista por ejemplo en la política exterior de muchos países; poco a poco, cada vez hay más mujeres que acceden a puestos de poder, Primeras Ministras, presidentas de su parlamento… Ahora somos más visibles, pero yo siempre he tenido la idea romántica de que detrás de cada gran pensador hombre, siempre ha habido una mujer soplándole las ideas al oído 😉

Gracias!